Skip to main content
Primer equipo

Real Avilés Ind. 1-0 CD Lugo

Derrota bajo la intensa lluvia

Dpto. Comunicación

Último encuentro de pretemporada para el CD Lugo y prueba final antes del comienzo de liga. Los pupilos de Munitis se medían al Real Avilés Industrial en un choque muy condicionado desde el inicio por la intensa lluvia caída sobre el feudo asturiano. Por parte visitante, los amurallados formaban con Lucas en portería, Carlos Julio, Javi Vázquez, Morgado y Gorka Pérez en defensa; medular con Aguza y Sabit; y línea de enganches con Narro e Idrissa por costados, Willy Ledesma como mediapunta, y Fuentes ocupando la punta de ataque. Bloque de garantías frente a un Real Avilés en el que destacaban nombres como Orfila o Natalio, en un bloque intenso y trabajador desde el primer minuto de juego. El choque se desarrollaba en una pugna constante desde el pistoletazo de salida, en un escenario de dificultad para el control del balón, y en el que la disputa en zona medular se convertía en el objetivo a conquistar en busca del avance sobre campo rival.

El paso de los minutos revelaba un CD Lugo que armaba sus carriles interiores, para buscar al espacio la velocidad de sus hombres de banda. Los de Munitis trataban de sorprender en la aparición constante en los duelos, y también a balón parado. Un buen envío de Javi Vázquez era cabeceado por Sabit al segundo palo, enviando su remate fuera por centímetros, en la ocasión más clara de la primera parte. A renglón seguido, volea alta de Aguza y disparo desde media distancia de Vázquez, para concretar la batería de ocasiones visitantes. La reacción del conjunto avilesino llegaría en los últimos minutos del primer acto, aumentando sus prestaciones con balón, y adelantando líneas sobre la mitad rival, al tiempo que generaban ocasiones de gol sobre la meta de Luca. Buenos acercamientos ante los que el conjunto lucense se empleaba con oficio para mantener un equilibrio con el que se llegaba al descanso.

La vuelta de vestuarios traería varios cambios en las filas amuralladas, con la entrada de Ojeda, Tabuaço, Quintana y Castrín en la formación hoy vestida de verde. Primeros minutos de disputa y posesiones cortas y rápidas sin un dominador claro de la escena. Tras el arranque, una jugada fortuita en el área visitante terminaría en penalti cometido sobre Serrano, que Natalio se encargaba de transformar para poner en ventaja a los locales. Jarro de agua fría para un CD Lugo que adelantaba líneas y posiciones, mejorando tras el gol encajado. El ataque aproximaba posiciones, y los albivermellos trataban de cercar la meta rival en busca de la igualada.

La segunda mitad pasaba factura a ambos conjuntos y el ritmo de juego descendía en intensidad, debido al gran desgaste físico sufrido durante más de una hora de encuentro. El envío directo y la búsqueda de segunda jugada dominaban el desarrollo de un choque que no hallaba dominador claro. Con nuevos recambios sobre el césped, entre los que se encontraron Jaume Cuéllar y Antonetti, los de Munitis buscaban un empate que a punto estuvo de conseguir Idrissa, con un poco ortodoxo, aunque efectivo, remate desde el suelo que salió rozando la escuadra. El conjunto visitante probó suerte hasta el final, y sería Quintana quien gozaría de la ocasión más clara, en un fuerte remate a pase de Cuéllar que el meta rechazó con seguridad. Con el pitido final, concluía un duelo muy parejo y disputado, en el que el CD Lugo pudo seguir trabajando diferentes aspectos del juego, en un escenario tremendamente condicionado por la lluvia y su efecto sobre el césped avilesino.